Seguidores

3 may. 2012

Quercus robur "Carballo"


Llega con la vejez un momento en el que el corazón ya no es maleable, y sólo conserva la forma en que se enfrió. 
 Sheridan Le Fanu

Comparte esta entrada

votar

14 comentarios:

Lola dijo...

Un momento después llegó la despedida tranquila... Un saludo

Dolors Reig Vilarrubla dijo...

Vaya árbol más viejo que has cogido!. Me encanta con la frase que lo has acompañado Enrique. Un abrazo.

photoioannina dijo...

Para todo hay un principio y un fin!
Saludos.

Mari-Pi-R dijo...

Verdaderamente curioso, la naturaleza hace obras de arte.
Un abrazo

Sylvia K dijo...

Beautiful blue skies, a fantastic, gnarled old tree, the perfect composition and another terrific capture for the day, Enrique! Thanks as always for sharing the beauty! Have a wonderful weekend!

Sylvia

VENTANA DE FOTO dijo...

Un árbol viejo y eso lleva consigo mucha experiencia. Ha sido testigo mudo de muchos acontecimientos de la historia de esta población.

Quizás is nos sentáramos en silencio a su lado podríamos escuchar sus sabios consejos para no cometer los mismos errores que se cometieron en el pasado.

Un abrazo.
http://ventanadefoto.blogspot.com.es/

Ruth B. dijo...

Wow, what a tree. good shot

Sensaciones en Imagenes dijo...

Si ese árbol pudiera hablar amigo mio, cuantas cosas nos podría decir, me encanta la nitidez de la imagen.
Un abrazo.

Anaximandro dijo...

Como este pedazo de roble, que nos contempla con merecida autoridad.
Un abrazo.

JOSE MANUEL IGLESIAS RIVEIRO dijo...

El viejo tronco que después de luchar contra todo y todos no se resigna a desaparecer.
Hermosa toma.
Un abrazo.

Luis Saldaña dijo...

la cantidad de cosas que cuenta...

Gelu dijo...

Un castaño centenario, testigo del paso, no solo del tiempo, además de los hombres..
Muy guapa la foto.
Un abrazo.

40añera dijo...

Siempre me ha gustado como resuena en mi boca ese nombre ¡Quercus! y me gustan los diferentes ejemplares algunos como el que nos traes testigos de tanta historia

Magnífica foto
Un beso

Pilar Lain dijo...

Mucho de bueno y de malo podrá contar un viejo corazón. Saludos.

Publicar un comentario