Seguidores

1 nov. 2015

Al que se va....

Conocí el bien y el mal, 
pecado y virtud, 
justicia e infamia; 
juzgué y fui juzgado,
 pasé por el nacimiento y la muerte, 
por la alegría y el dolor,  el cielo y el infierno; 
y al fin reconocí que yo estoy en todo y todo está en mi. 

 Inayat Khan




































































































Comparte esta entrada

votar

10 comentarios:

jesus alvarez dijo...

Muy bueno y variadísimo reportaje fotografico, excelente para el dia que hoy celebramos, por desgracia algunos ya tenemos en esos lugares santos a personas que quisimos y queremos mucho, un abrazo y buen dia.

Ignacio Santana dijo...

Impresionante serie fotográfica!!!...cada fotografía encierra una historia, y los encuadres son realmente exquisitos, un trabajo espectacular sobre un lugar muy especial...mi más sincera enhorabuena!!!

Un fuerte abrazo, Enrique!!! ;)

Dirk Rosin dijo...

mange flotte bilder, spesiell de i black and white !

LUIS MIGUEL, MARIA JOSE dijo...

Hola Enrique después de muchos meses sin pasar por este mundo del blog vuelvo otra vez con ganas de seguir y disfrutar de vuestros trabajos y compartir los míos.
Veo que has dedicado una bonita y larga entrada a este día de los Santos, me gustan los encuadres y las sensaciones creadas.
SAludos,

Miguel dijo...

Buen resumen para coincidir con estas fechas. Me gusta la última foto en la que, al lado de la muerte, crece la vida y hasta hay un asiento para disfrutar de ella.
Un abrazo

¡Ah, por cierto, buena música!

Montse Martínez Ruiz dijo...

Las lápidas, las figuras en oración, las cruces, los detalles, las flores mustias y las recién puestas, todas las fotos son magníficas y con todas ellas nos has transportado a ese lugar solitario y frío del cementerio, pero la que más me ha perturbado es la de la telaraña ¡aún siento escalofríos!
Un abrazo.

Bird Joss dijo...

Un reportaje excelente Enrique y me refiero a cada una de esas fotos, son muy buenas.. me gusta este tipo de fotografía, me gusta los cementerios y la tranquilidad que nos aporta, sabiendo que nadie te hará daño dentro de él, lo malo esta fuera. Y el texto es tan cierto como que nos tenemos que morir algún día, a saber donde iremos, pero no creo que pinte tan mal, no todo es lo que nos quieren vender. sé que hay algo detrás.. se que hay una energia que se precibe pero no se ve... se que hay otra dimensión.

Un abrazote Enrique y enhorabuena por tu excelente trabajo, es muy bueno de veras... gracias por compartirlo.

Ana Tiñena dijo...

Espectacular esta serie de fotos que has hecho, el lugar dá para mucho, cada rincón es una escena diferente en la que sé vé el paso del tiempo,
el olvido o el que cuidado con el cuidamos o recordamos a los nuestros.
Un saludo.
Besos!!

ñOCO Le bOLO dijo...


Increíble reportaje, con unas fotos magníficas.
Ya te lo he dicho, los cementerios gallegos tienen una estética muy especial. El granito y los líquenes le dan una pátina inigualable.

Un abrazo, Enrique

· LMA · & · CR ·

ATENEA dijo...

Excelente reportaje, Enrique !!! Silencio, amor, dolor, recuerdos, olvidos …….. sensaciones y sentimientos encontrados en un espacio donde reina la paz !!!
Un abrazo !!!

Publicar un comentario en la entrada