Seguidores

21 oct. 2010

Resplandeciendo

Salcedo-Pontevedra (17-10-10).


Ante la quietud de la piedra, donde parece que todo está olvidado
tenues rayos de sol otoñal acarician los helechos, dándoles un brillante verde.

Comparte esta entrada

votar

1 comentarios:

Marga dijo...

Me gusta esta foto,parece que los helechos explotan de brillo y verde, te quedó una composición muy hermosa.

Publicar un comentario